viernes, 23 de noviembre de 2012

Experimento guay


Os mostramos un experimento realizado en casa. Se trata de introducir un huevo en una botella con la ayuda de una cerilla. Al consumir el oxígeno que hay en la botella, se crea un vacío que hará que el huevo se introduzca por el cuello de la misma. 


Importante, encontrar una botella con un cuello lo suficientemente pequeño para que el huevo no se cuele, pero lo suficientemente grande para que pueda introducirse por él.


La cerilla tiene que seguir encendida mientras colocamos el huevo a modo de tapa de botella.


Et voilá, el huevo ya está dentro de la botella. Como el reportaje fotográfico resultó lento, volvimos a repetir el experimento, pero esta vez lo grabamos. Lo más grande, que mi hijo se ha enterado realmente de su funcionamiento.
 

video

4 comentarios:

  1. Me a parecido muy guay el experimento.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Marina, es super chulo, anímate a realizarlo.

    ResponderEliminar
  3. Otra variante....
    pon en un plato hondo una moneda y cubrela con agua, un poquito de agua solo. Lo suficiente para que se moje. Y preguntale como puede coger la moneda sin mojarse.
    la respuesta: una vela de té debajo de un vaso.
    Mismo principio.

    Besos
    Bárbara

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No llego a pillar lo que hay que hacer, así que te animo a que lo hagas y nos lo envíes ;-D, así nos enteramos todos mejor.

      Besazos preciosa, y gracias por el comentario.

      Paloma M.

      Eliminar